La amiga de “La Toretto” tiene que estar “detenida porque es responsable de la muerte de Walter”

Lo afirmó el abogado que representa a la familia del motociclista Armand, fallecido tras el fatal atropello de 13 y 532. Dijo que los registros de las cámaras “hablan por sí solos” y son una prueba fundamental de una “conducción asesina”. Y aseguró que la familia de Walter “está destrozada”.

Policiales 16/05/2024
a2ab58e2-c37c-4967-9ffb-e198c7c7bef5

La familia del motociclista Walter Armand (36) fallecido tras el mortal impacto provocado por el auto que guiaba Felicitas Alvite, alias “La Toretto” (20), salió al cruce ayer de la declaración realizada por la amiga de la imputada, Valentina Velázquez (25), sospechada de correr una picada en la Avenida 13 durante varias cuadras, a alta velocidad y cruzando varios semáforos en rojo, hasta el momento del fatal atropello en el cruce con la 532. 

La voz de la familia Armand fue la de su abogado Fernando Burlando, quien los asiste en el rol del particular damnificado. En declaraciones periodísticas, el letrado fue contundente al señalar que Velázquez debería estar detenida igual que Alvite. 

Para el abogado, igual que sostiene el fiscal de la causa Fernando Padován, Velázquez conducía en la madrugada del 12 de abril su Peugeot 208 negro corriendo una picada con “La Toretto” Alvite, la que guiaba el Volkswagen Gol Trend, hasta que se produjo el impacto contra la moto de Armand.

“Si la competencia o la carrera no hubiera existido, Armand estaría vivo, por lo que la presencia de Velázquez en el hecho, es preponderante”, aseveró Burlando. “Debería correr la misma suerte que Alvite y debería ordenarse para ella también la privación de la libertad”, enfatizó. 

De esta manera, el letrado de la familia Armand salió al cruce de lo declarado por Velázquez en su indagatoria del martes, afirmando ante el fiscal que no había corrido una picada con Alvite, que ella es buena conductora, respeta siempre las reglas y hasta quisieron dar auxilio a la víctima. 

Al referirse a las pruebas reunidas en el expediente, que lo llevarían al fiscal a pedir en las próximas horas la prisión preventiva para “La Toretto”, Burlando dijo que “la pericia de los teléfonos es clave, pero las imágenes de las cámaras de monitoreo urbano hablan por sí solas”. 

El fiscal requirió la apertura del celular de Alvite y Velázquez para someterlos a una pericia, la que podría determinar no solo lo que se pactó antes de la “picada” en la Avenida 13 sino lo que hablaron entre ellas y con otros testigos luego del hecho. 

En ese sentido, al fundamentar la responsabilidad de Velázquez, el abogado comparó este accidente con un robo a un banco donde “una persona se queda en la puerta haciendo de campana. Esa persona también tiene responsabilidad en el hecho”, y en todo lo que allí suceda, desde el robo hasta un eventual desenlace trágico de una víctima. 

“Si no hubiese estado este auto (el Peugeot negro guiado por Velázquez) el resultado muerte no hubiese ocurrido, por lo que ella también tiene una gran cuota de responsabilidad”, sostuvo el representante legal de la familia Armand.

Retomando la declaración dada por la amiga de Alvite, Burlando dijo que la joven “aseguró que no tenía multas, que nunca pasó semáforos en rojo, pero que justo ese día le dio miedo la ‘inseguridad’ y pasó varios semáforos en rojo”. “La justicia no es boba”, expresó el letrado, anticipando que la fiscalía sabrá analizar lo declarado por Velázquez. 

“Seguro que la apertura de los celulares dirá muchas cosas a la investigación, pero el compendio de todas las animaladas que culminaron en este asesinato es contundente”, afirmó el abogado en relación al cúmulo de pruebas reunidos en el expediente. 

Al respecto, Burlando puso de relieve la circunstancia de que ambas imputadas hacían uso de sus celulares durante su recorrido a alta velocidad por la Avenida 13. “Cualquiera que maneja un vehículo, sabe que un segundo de distracción interfiere y puede ser fatal. Tomemos conciencia de eso, no es algo menor, no se debe usar el teléfono mientras se conduce”, subrayó. 

“La familia de Walter está destrozada -puntualizó su abogado-, son esas pérdidas que no se entienden; cuando una persona deja este plano con tanta juventud y tanto por delante, habiendo dos criaturas, una gran cantidad de hermanos, y en especial, una mamá que piensa por qué no fue ella y no su hijo. Ya nada será igual para ella. Esa es la triste realidad hoy”.

El letrado indicó que “uno empieza a valorar todo lo que pasa fuera de un expediente cuando uno entiende de qué se trata. Por ejemplo, en el caso Báez Sosa, fueron necesarias otras pruebas además de las imágenes de las cámaras. Pero en este caso, las imágenes son contundentes porque todas las secuencias están grabadas sin interrupción, sin espacios vacíos”. 

Burlando finalmente hizo otra analogía con el caso Báez Sosa. “Es impresionante lo que sufren las familias de la víctima con cada publicación mediática. Los papás de Fernando, Graciela y Silvino tuvieron que ver en el juicio más de 1500 veces las imágenes del hecho. En este caso, los familiares de Walter están pendientes todo el tiempo qué dicen los medios, los canales y todo el tiempo se abren heridas que no tienen sanación”. 

Con los elementos reunidos por la fiscalía, en caso de requerir la prisión preventiva de Alvite, la joven que se hacía llamar “La Toretto” en sus redes sociales, en referencia al protagonista de la saga “Rápidos y Furiosos”, seguiría detenida al menos hasta el juicio oral y público. En caso de una sentencia condenatoria la pena en expectativa es de entre 8 y 25 años de prisión por el delito que se le imputa de homicidio simple por dolo eventual. 

En su indagatoria ante el fiscal, Valentina Velázquez a quien las cámaras la muestran conducir su auto a la par del vehículo de Alvite, declaró: “Nunca tuvimos una conversación con Felicitas sobre una carrera o una picada”. También dijo que cruzaron los semáforos en rojo “por la inseguridad” y que en los ocho años que lleva conduciendo “nunca tuvo infracciones de tránsito”.

El fiscal Padován tiene por acreditado en la causa que ambas jóvenes iban corriendo una picada luego de volver de una fiesta en La Plata. Velázquez, acusada de superar el límite de velocidad en la Avenida 13 donde sucedió el choque y la muerte de Armand, permanece en libertad, aunque sigue imputada en la causa.

La fiscalía allanó el fin de semana pasado la casa de Velázquez en City Bell, en donde se secuestró su celular. El juzgado de garantías la inhabilitó para conducir y le prohibió mantener contacto tanto con Alvite como con los diferentes testigos del hecho.

Para el fiscal, ambas imputadas “habían creado una situación de peligro capaz de afectar la seguridad pública y a terceras personas”.

Alvite fue trasladada de la Comisaría Primera de calle 53, 9 y 10 a una alcaidía penitenciaria. 

Por su parte, la defensa de Alvite, integrada por Santiago Irisarri, Flavio y Luisina Gliemmo hará una presentación en los términos del artículo 161 del Código Procesal Penal, aduciendo que el fiscal ya no contaría con elementos de prueba como para pedir la prisión preventiva. 

Consideran que se trató de un homicidio culposo, por imprudencia o negligencia. Niegan la carrera entre los dos autos. 

Por su parte, en tribunales aseguran que el pedido de prisión preventiva para “La Toretto” ya estaría redactado en fiscalía.

 

Te puede interesar
Lo más visto
14

La Plata tiene un nuevo puente: el de la Ciencia

Zona Capital 17/05/2024

Con la finalidad de vincular distintos espacios de investigación y actividades académicas que se desarrollan en el Grupo Bosque Este de la ciudad, la Universidad Nacional de La Plata inauguró recientemente el “Puente de la Ciencia”.

3

La paritaria municipal dividió posturas en el Concejo Deliberante

Zona Capital 17/05/2024

Fue durante la sesión ordinaria de ayer. Los cruces se dieron cuando el PRO planteó la falta de convocatoria por parte del Ejecutivo a los gremios municipales. Desde Unión por la Patria señalaron que sí hay diálogo y recordaron que hay una causa judicial en trámite por empleados que no iban a trabajar.